El Bruxismo en los niños y en los adultos estresados

bruxismoHace poco tuve que pasar por la inevitable “tortura” del dentista. Un empaste iba a provocar en mi persona aspavientos y retorcimientos de dolor. Fue cuando terminamos cuando mi dentista me dijo “¿Es usted bruxista?”. A lo que le conteste “Y usted es muy guapa pero eso de la brujería no lo suelo practicar a menudo”. Es entonces cuando me explico que el Bruxismo consiste en apretar fuertemente los dientes, inclusive haciéndolos rechinar de tal manera que puede sobrellevar problemas no solo en la dentadura, pudiendo deformar o incluso romper algún diente,  sino también en la mandíbula, produciendo dolores y malformaciones musculares que nos pueden imposibilitar comer o incluso hablar.

Enseguida me explico que hay un estudio, en el que ella había participado, que demostraba que muchos de los niños son “bruxistas”, y que las causas que han encontrado son debidas al estrés diario a los que se le somete: Tensión escolar, deberes, emociones diferentes, sociabilidad, actividades extraescolares, actividades de fin de semana…… La conclusión es que algunos niños viven vida de adultos, a nivel de ansiedad y actividad, y eso les pasa factura.

bruxismo en niños

El bruxismo suele aparecer por las noches, cuando el rechinar de los dientes es inconsciente y se produce con mayor facilidad en la etapa del sueño. Esto genera problemas no solo en la dentadura y la mandíbula, sino también en el habito del sueño y en la capacidad de relajarse y descansar de los niños, que se sienten agotados al día siguiente.

Es entonces cuando me surgió la gran duda y así la manifesté a mi dentista: “¿Es posible que esto ocurra también en los adultos?. Y me confirmo que no solo es posible sino que es así en muchos de ellos. Los estadios de estrés y ansiedad generan bruxismo en edades adultas también.

Los síntomas del bruxismo pueden ser:

sintomas del bruxismo

–          Ansiedad

–          Depresión

–          Dolor de oído y mandíbula (al apretar fuertemente)

–          Trastornos alimentarios

–          Dolor de cabeza

–          Sensibilidad de cosas calientes o frías

–          Insomnio

Existen algunos remedios para aliviar los síntomas del bruxismo, algunos son:

–          Aplicar hielo o calor húmedo en los músculos inflamados de la mandíbula

–          Evitar comer alimentos duros o masticar chicle

–          Tomar mucha agua

–          Masajear los músculos del cuello y cara, relajando los músculos faciales y mandibulares

Pero el mejor tratamiento para el bruxismo en adulto es disminuir la ansiedad y el estrés.

ansiedad

Una vez realizada esta reflexión le dije a mi dentista que se aventurara a realizar algún estudio con adultos y que además lo conectara con su stress diario tanto a nivel profesional como personal. Por ahí podríamos concluir alguna cosa interesante. Como hipótesis de partida podríamos decir:

¿Existen más casos de bruxismo cuando existe mayor nivel de responsabilidad en la empresa?

¿Está el bruxismo relacionado directamente con el stress?

¿Puede el bruxismo anticipar un problema de depresión o stress en grado máximo?

¿Podríamos anticipar una baja médica cuando reconocemos el bruxismo como problema de las personas?

Una vez introducido el tema del bruxismo miro hacia atrás y recuerdo ver a algunas personas como rechinaban sus dientes, no dormidos, sino en su trabajo diario, en reuniones, actos de empresa, presentaciones, de manera cotidiana. Lo que en un principio me resultaba una “manía molesta” (sobre todo por el ruido de rechineo) ahora veo que es señal inequívoca de un problema de estrés y ansiedad por parte de esas personas que he observado a lo largo del tiempo.

La cuestión es ¿Eres bruxista? ¿El bruxismo que tienes es consciente o inconsciente? ¿Es solo cuando duermes o a lo largo del día?

Nuestro cuerpo nos advierte y nos da avisos de que algo no va bien. El bruxismo puede ser un aviso serio de algo peor o un anticipo de problema de salud

Share

No Comments Yet.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *